Importancia de la última milla en tu proceso logístico

Imagen del artículo

Cuando se habla de última milla, a menudo se hace referencia a un concepto de la logística externa. Conlleva el último paso del proceso de producción. Es decir, el producto ya está listo para enviar al cliente. La última milla tiene lugar desde que se termina la producción hasta que llega al cliente

<<<Principales problemas en la logística de distribución de productos>>>

 

Para cierta gama de productos, el tiempo es un factor clave para que un cliente decida si va a volver a comprar tu producto o no. Entonces, lo primero que debe hacer una empresa desde el momento en que recibe un pedido es definir su lifetime, que es el tiempo en que tarda un producto desde su origen cuando fue concebido como idea.

El lifetime incluye la selección de materiales, la fabricación, el embalaje y el viaje de distribución final hasta que se entrega el producto al cliente. Por eso se debe cuantificar el lifetime para saber cuánto tiempo tarda el producto en entregarse al cliente desde que comienza a elaborarse

Por supuesto que el lifetime se puede optimizar y acortar el tiempo de entrega, dependiendo del conocimiento de este plazo aproximativo de base para, a partir de allí, establecer mejoras en los procesos. En este artículo, te explicamos qué importancia tiene la última milla en el proceso logístico y cómo se puede mejorar.

 

Factores que intervienen e influyen en la última milla del proceso logístico

Existen diversos factores o variables que pueden influir en el trayecto de la última milla. Podemos dividir estos factores en dos categorías de variables: las variables externas o impredecibles y las variables internas o predecibles, y también en otros dos factores:  medios de transporte y legales

1. Variables impredecibles.

Las variables impredecibles están constituidas por aquellas circunstancias difíciles de predecir, como por ejemplo, un clima desfavorable, una manifestación, un embotellamiento de tránsito, accidentes, etc. Por lo tanto, si estamos a la puerta de la última milla pero un factor externo se entromete en nuestro camino y la entrega final se pospone justo a último momento, en lugar de entregarlo en la fecha prevista se terminará entregando un día o varias horas después.  

Ante estas variables que las empresas no pueden prever, se debe definir un margen de tolerancia en la entrega de uno o dos días, por las dudas llegue a retrasarse por causa de alguna eventualidad, como las que mencionamos. 

2. Variables predecibles.

Las variables predecibles son aquellas que pueden ser planificadas, como la programación de la producción, que señala, entre otras cosas, cómo van a ser despachados los productos, en qué orden, etc. Luego, también se deberá poner atención a la disponibilidad del medio de transporte para realizar el envío. La planificación permite definir si la programación de la producción se encuentra en una relación paralela entre el tiempo programado y el transporte. 

3. Distribución de productos en medios de transporte.

La distribución de los productos dentro de los medios de transporte también es un aspecto importante que va a influir en la última milla, porque va a determinar dónde se van a ubicar los productos dentro de los medios de transporte.

Asimismo, debemos considerar la cantidad de carga en las rutas de transporte y qué acciones realizar para que la entrega sea lo más eficiente posible. Para eso están los asistentes logísticos que asesoran sobre esos detalles, brindando información sobre el estado y volumen de los productos y las recomendaciones para su correcto almacenaje y distribución dentro del transporte. 

4. Factores legales.

También hay que tener en cuenta en la última milla factores legales, es decir, contar con la documentación de los productos. A veces los gremios pueden llegar a poner frenos a la última milla con sus intereses burocráticos. 

<<<Logística interna: El layout>>>

 

¿Cómo optimizar la última milla en el proceso logístico?

Un método eficiente para gestionar la planificación de la producción es tener un control final para verificar que todo esté en condiciones para su entrega. No estamos hablando solo de control de la calidad del producto sino control de la documentación, del marco legal. Por este motivo, lo esencial es definir un lifetime que permita desarrollar un esquema del tiempo previsto en que podría llevarse a cabo todo el proceso de producción.

A través de todos estos procesos de mejora, el lifetime se puede acortar y hacer que la última milla coincida con los tiempos de espera del cliente para recibir el producto. 

Otra acción efectiva que puedes realizar para optimizar la última milla es un mapeo del proceso logístico, a fin de que comprendas el progreso de la distribución y el orden en que son entregados los productos a sus respectivos clientes. También se puede potenciar el proceso con un sistema de digitalización a través de un asistente logístico que informe al cliente en qué etapa del proceso se encuentra antes de llevar el producto en manos del consumidor.

Años atrás, esta herramienta del asistente logístico no existía y nadie se comunicaba con los clientes para dar cuenta de cuánto tiempo faltaba para que le llegara su producto. Entonces, estos tenían que armarse de paciencia para esperar a recibirlo en algún momento.

Ahora, es posible saber con exactitud cuándo llega el producto, si está demorado o no, gracias a los nuevos sistemas de software, orientados a la asistencia logística para clientes.

Todo cliente espera que la entrega del producto cumpla con tres requisitos ideales: que el bien adquirido sea de calidad, que la entrega sea rápida y que el producto además sea barato. De esta forma, se garantiza estar por encima de la competencia y asegurar la satisfacción del cliente por mucho más tiempo. 

<<<Inbound en Logística: Mejora tu estategia digital>>>

 

En síntesis, la importancia de la última milla en el proceso logístico es que constituye el último tramo de la logística de salida, ya que permite la entrega efectiva de un producto al cliente, luego de haber establecido el lifetime del proceso logístico. Mediante una correcta planificación de la producción es posible mejorar este proceso acortando el tiempo de entrega y de espera del cliente por el producto que pagó.

 

 

Nuevo llamado a la acción

Descárgalo y leélo después.

Te llegará por correo electrónico en unos instantes.

×

¿Quieres compartirlo?

¿Nos dejas un comentario?

Caso Bimbo: ¿Cómo internacionalizar una marca?

Caso Bimbo: ¿Cómo internacionalizar una marca?

¿Quién no conoce o ha consumido el pan Bimbo alguna vez? Es rico, fácil de combinar con alternativas saladas y dulces, y además es económico. Sin duda, la multinacional mexicana ha sabido...


Artículo completo

Inteligencia artificial: El impacto en LATAM

Inteligencia artificial: El impacto en LATAM

La inteligencia artificial se está expandiendo a nivel mundial en los últimos años de manera progresiva, por lo que no es casualidad que en Latinoamérica también esté causando un impacto...


Artículo completo

Perspectiva del cliente vs. perspectiva del dueño

Perspectiva del cliente vs. perspectiva del dueño

La manera de vender ha cambiado en las últimas décadas, porque las empresas tuvieron que adaptarse a un progresivo aumento de la demanda, que obedecía a un mercado más flexible y más productivo ...


Artículo completo

Volver al Business Insights